Cuide sus valiosos Ojos.

junio 5/2019

Se acercan las vacaciones y ya empezamos a escuchar y a leer recomendaciones para cuidar nuestra salud durante este período que suele asociarse a un mayor contacto con la naturaleza.

Con relación a este período empezaremos hoy un ciclo de 5 artículos relacionados con el autocuidado en vacaciones y nuestro primer tema es la salud ocular.
El milagro de ver, realmente ocurre en una zona de la corteza cerebral llamada corteza occipital cuyos nervios tienen un área de extensión al fondo interior del ojo en el tejido llamado Retina. Mucho se nos dice sobre los peligros de mirar al sol y la necesidad de usar lentes oscuros para protegernos, así como gorras y viseras.  En realidad, Mirar fijamente al sol durante la primera hora a partir de su salida en la mañana y en la última hora antes del ocaso, tiene más beneficios que peligros.

  • Sin pretender negar que el sol en exceso es dañino y que debemos abstenernos de mirarlo fijamente en las horas de gran actividad (8 am a 5 pm), quiero llamar la atención sobre el poco a ningún acatamiento por parte del público y del personal de la salud frente a una URGENTE recomendación de “Científicos Conscientes”: Lo que más está dañando retinas y causando incontables problemas de salud (entre ellos los oculares), es el tipo de luz artificial que ha invadido todos los rincones de nuestra cotidianidad laboral y hogareña: Son los famosos focos con Diodos Emisores de Luz (LED) y ahorradores de energía, las muy deletéreas luces LED. Estos focos por lo general emiten una luz azul que puede producir grandes cantidades de estrés oxidativo y contribuir al deterioro visual, si la exposición se produce en el momento incorrecto del día.

Ya en artículos anteriores de este blog hemos hecho referencia a este asunto y sorprende cuán sordos seguimos siendo en el grueso de la sociedad frente a las reiteradas recomendaciones de la ciencia. Y es que la urgencia de insistir sobre este evadido tema es porque estamos hablando nada menos que de Retinopatías que pueden terminar en ceguera temprana. La luz azul excesiva, especialmente durante la noche, puede evitar la imprimación (= preparación para la reparación), de las células retinales promotoras del proceso de reparación y regeneración, lo que podría elevar el riesgo de problemas oculares, incluyendo a la Degeneración Macular relacionada con la
Edad ( Age Macular Degeneration = AMD, por sus siglas en inglés), una de las principales causas de ceguera.

Lo anterior no es terrorismo mediático, ni guerra contra un producto en particular como los “Bombillos ahorradores”. Los riesgos particulares de los focos LED para la salud ocular han sido señalados y destacados en medios de gran seriedad:

  • Un informe de 282 páginas, publicado en 2010 por la Agencia Francesa de Alimentación, Medioambiente, Salud y Seguridad en el Trabajo (ANSES), que recomienda limitar la exposición a los focos LED y evitar las pantallas LED antes de dormir.
  • Asimismo, la ANSES recomienda limitar el uso doméstico de los focos LED “blanco cálido”, y solicita que se reduzca la luminosidad de los faros de los automóviles

Salud.

Dr. Gerardo Gómez Serna.
Asesor científico LHA.
Médico y Cirujano Universidad de Antioquia. Especialista en Medicina Biológica,
Diplomado en Homeopatía y Terapia neural. Nutri medicina y Talasoterapia

Categorias: Línea Humana

Deja un Comentario